Aprender desde el corazón

Niños y niñas de todo el mundo nos están enseñando cuál es la educación que realmente necesitan.

Queridas almas inquietas:

Tenemos algo importante que contaros.

Ya somos varias familias las que somos conscientes que ahora mismo no es necesario que lo que aprendan nuestros niños sea reflejado en un boletín de notas, ni quede reflejado en ningún expediente. Estamos descubriendo todas las cosas que están aprendiendo nuestros niños en su tiempo libre, sólo porque sí, solo porque les apetece, sin coacción ni obligación. Nos hace felices verles cada día sonreír, verles bailar, disfrazarse….

Y es que, aunque a nosotros los adultos se nos había olvidado, a los niños lo que más les gusta es aprender, experimentar y descubrir. Forma parte de su naturaleza, de su crecimiento y de su instinto. Y ahora, por primera vez en mucho tiempo, les estamos dando el tiempo y el espacio que necesitan para expandir su mente, para sorprenderse y sorprendernos, para descubrir qué es eso que tanto les gusta y les inspira. Y los resultados son maravillosos, porque por fin están aprendiendo lo que significa dejar volar la imaginación.

Sin que nadie les obligue, o ni siquiera les incite, nuestros niños están haciendo y aprendiendo. Por sí mismos. ¿Recordáis esa sensación? ¿Cuándo erais pequeños y, después de una tarde extremadamente aburrida, se os ocurría la mejor de las ideas y acababa siendo la mejor tarde de vuestra vida? Muchos de nuestros niños lo están descubriendo ahora. Si, el confinamiento es duro, y es aburrido, y solo por eso, sus instintos creativos se están fortaleciendo, y las mejores ideas están saliendo a la luz. Y nuestros niños lo están saboreando. No tenemos una fórmula mágica, nos dejamos guiar por nuestro corazón y ¡Nos está encantando!

Si vosotros también estáis dejando a vuestros hijos aprender y descubrir a su ritmo, seguro que los resultados ya os están dejando sin palabras. Estamos seguras de que hay muchas familias como nosotras, tanto en España como en el mundo.

Nosotras somos tres maestras que adoramos nuestro trabajo.

Creemos que un cambio educativo es posible, y que ya ha comenzado, en este mismo momento, y sale de nuestro cariño, nuestro amor y nuestro respeto por la infancia, la cual necesita que sus necesidades sean interpretadas y comprendidas. Ha llegado el momento de empezar a cambiar el mundo. De humanizar la educación.

Esperamos que nuestra acción os sirva de inspiración.

Con cariño,

Bea, Laura y María

Aprendiendo con el corazón

#hagamosquease #enseñardesdeelamor #dejavolartuimaginacion #aprendizajeporinteres #studentledlearning #aprenderconelcorazon

Nunchi

¿Tienes algún comentario?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Suscríbete