Las flores no solo son para la primavera

Estamos en otoño, y pronto llegará el invierno, estaciones que, para muchas personas sensibles, resultan duras, por la caída de las hojas de los árboles, la reducción de horas de luz solar, el frío y las celebraciones navideñas. No te conformes, al contrario, prepárate para estar bien.

El sol influye directamente en nuestro estado de ánimo y en nuestra salud física. A mí, los días soleados me alegran la vida y, ver cómo a las seis de la tarde ya es de noche me entristece.

Y las celebraciones navideñas no son alegres para todas las personas. Son muchos quienes pasan estas fechas en soledad, con problemas familiares, de salud o económicos, lo que dificulta mantener el ánimo arriba mientras ven cómo la sociedad vende que son tiempos de felicidad,  sí o sí.

Procúrate momentos que te inspiren más sentimientos que pensamientos.

Si eres de los que se ven emocionalmente afectados por la llegada del invierno, no esperes el bajón. Prepárate. Anticiparse ayuda en la mayoría de los casos. Planta flores y ponlas al sol, para mantener el recuerdo de la primavera. Piensa y prepara con antelación actividades divertidas que puedas hacer en casa como tejer, leer, construir pequeños objetos o cambiar la decoración de casa sustituyendo, por ejemplo, la ropa de cama o los cojines del salón por unos con más color. Así esperarás la llegada de los días de frío con ilusión. Aprovecha los días soleados para pasar algo de tiempo recibiendo el sol. 

Aléjate de los estereotipos sociales que intentan imponernos cómo debemos sentirnos.

Utiliza bombillas que produzcan, en color e intensidad, una iluminación parecida a la de la luz del día. Crea pequeños rituales que hagan de esta temporada algo especial: enciende velas durante la cena, disfruta de un chocolate caliente o una infusión mientras ves una alegre película. Y, sobre todo, aleja de tu mente los estereotipos sociales relacionados con la manera como se supone que debemos sentirnos

Disfrutar de un estado de ánimo positivo es un derecho de todos. No hemos venido a esta vida con la misión de pasarlo mal. No tenemos el deber de estar tristes o preocupados constantemente. Si puedes hacer algo para alegrar tu vida, hazlo. Recuerda que la felicidad está en los pequeños detalles. 

Gigil

¿Tienes algún comentario?

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Suscríbete